Proyecto investiga el transporte de sedimentos provocado por lluvias en el Desierto de Atacama

0

Recientemente realizaron tomas de muestras de sedimentos mediante la confección de calicatas en una laguna altiplánica.

En el marco de un proyecto de investigación sobre la dinámica del transporte de sedimentos durante eventos de lluvia poco frecuentes en el Desierto de Atacama, un equipo integrado por estudiantes y académicos de la UDP realizaron tomas de muestras de sedimentos en el norte del país.

En este estudio participan la Universidad Diego Portales (UDP), Universidad Católica de la Santísima Concepción (UCSC), Universidad de Ben-Gurion (BGU), Universidad de Concepción (UdeC) y Universidad de Lincoln (ULincoln).

En el trabajo en terreno, realizado entre el 16 y 21 de junio, participaron los profesores Hernán Alcayaga, Director de la Escuela de Obras Civiles UDP, y Diego Caamaño, académico de la UCSC, además de los alumnos Marco Soto Álvarez, estudiante del Magíster en Ciencias de ingeniería UDP, y Miguel Cisternas Villenas, estudiante de Ingeniería Civil en Obras Civiles UDP.

El área de estudio corresponde a una laguna altiplánica perteneciente a una cuenca endorreica, ubicada en la cercanía del Salar de Huasco, a cerca de 4000 metros de altitud, cercano a la frontera con Bolivia, Región de Tarapacá.

Durante esta actividad se realizaron tomas de muestras de sedimentos mediante la confección de calicatas. Hernán Alcayaga explica que los sedimentos viajan desde diferentes partes de la cuenca, transportados por le escorrentía superficial (fenómeno hidrológico poco frecuente en desiertos) y su destino final es la laguna, donde estos se depositan.

Cada crecida donde ocurrió transporte y depositación queda registrada por finas capas de material, primero más grueso, como la arena, y después más fino, como limo y arcilla. Las muestras tomadas en cada capa serán datadas mediante isotopos radiactivos, determinando las tasas de sedimentación y de esta forma se podrá analizar la frecuencia de estos eventos de lluvia extremos, ocurridos en el lugar más árido del planeta.

“La frecuencia de eventos de lluvia intensos en el desierto nos ayudará a determinar los patrones palio-climáticos, sin la necesidad de tener registros de estaciones meteorológicas. Con esto podremos evaluar qué tan diferente es al clima actual en comparación al clima pasado, en un ambiente hiper-árido”, señala el Director de la Escuela de Obras Civiles.

Finalmente, también se realizaron levantamientos topográficos con GPS-RTK con el fin de tener información detallada del volumen de sedimentos depositados. Con esta información y otras propias de la cuenca, como geología, granulometrías y de eventos de lluvia, se podrán realizar simulaciones para comprender mejor los procesos en este sistema lacustre efímero y remoto de nuestro país.

Compartir

About Author

Comments are closed.